Activistas se organizan para combatir las arbitrariedades y abusos que comete el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones al negarles el acceso al «Ingreso Mínimo Vital».

Ayúdanos a difundir nuestra información

En teoría el Ingreso Mínimo Vital fue la respuesta del Gobierno al problema estructural de pobreza que existe en España y que hasta ahora no ha sido suficientemente atajado por las políticas existentes, como han puesto de manifiesto en numerosas ocasiones las recomendaciones remitidas a España desde diferentes organismos internacionales. Se anunció su puesta en marcha para ayudar a cubrir las situaciones de vulnerabilidad causadas por la COVID-19, que sumaban las familias que ya se encontraban en dificultades previamente. Pero la realidad demuestra que una medida estrella del Gobierno de Pedro Sánchez y particularmente de José Luis Escrivá, ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, ha sido un rotundo fracaso para muchas familias que siguen sin poder beneficiarse de esta ayuda. 

El problema es de fondo, aunque parece que en el gobierno nadie lo ve o no quieren verlo. Por ejemplo, la Asociación Directores y Gerentes de Servicios Sociales, calcula que solo el 9,3 % de la población que vive bajo el umbral de la pobreza en España se beneficia del ingreso mínimo vital (IMV) y denuncia que solo se está ejecutando un tercio de la cuantía presupuestada para esta prestación en 2021.

El Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, en el pasado mes de diciembre, dejó a cientos de familias en una situación crítica al reclamarles las cantidades percibidas por errores de cálculos o por la aplicación de criterios absurdos. Y otra amplia mayoría de beneficiarios, fueron notificados de la reducción de su prestación pasando a cobrar cantidades irrisorias. Bajo este escenario desolador, un grupo de perjudicados decidieron presentar una campaña bajo el lema ¿NO ESTÁS HARTO? Con el objetivo de conformar una plataforma de perjudicados y luchar por el acceso a una prestación más justa, digna y solidaria. Su carta demuestra la indignación que comparten cientos de familias:

¿NO ESTÁS HARTO?

¿No estás harto de ver como pisan tu derecho a una vida digna? ¿No estás harto de que las instituciones te maltraten cuando vas a exigir tu derecho a vivir dignamente? De nada sirve seguir las redes, de nada sirve estar pasivo y lamentarse. Solo hay una manera de intentar cambiar esta situación, compañero.

No nos vamos a extender en las estadísticas en cuanto al incumplimiento de los compromisos del gobierno para no dejar a nadie atrás.. ¿Te suena?

Ya lo estas sufriendo en tu día a día, ¿verdad?, ya sufres la lacra del desempleo, ya sufres como sube y sube el coste de la vida y bajan tus ingresos. Sin tener en cuenta a las personas vulnerables, que no son culpables de su situación. El culpable es el sistema injusto en el que vivimos.

Solo hay una manera de hacerle frente a esto compañero: Luchar y crear una comunidad de lucha entre los afectados en primer lugar y buscar la unidad con otros sectores que también sufren los efectos de la crisis y del sistema.

¿Te vas a animar?

Estas metido en un grupo de WhatsApp o de Facebook, eso ya es algo. Ya es importante, te preocupas o al menos tienes la voluntad de compartir tu problema. Pero compañero, da un paso más. Participa en la medida de tus posibilidades. Piensa que mientras más seamos empujando, más cosas conseguiremos. Muchas más de las que conseguiremos individualmente.

Cuesta, claro que cuesta. Más cuesta luchar uno solo contra la injusticia y la falta de sensibilidad de las instituciones. Debemos unirnos y empujar entre todos para acabar con la injusticia que estamos sufriendo. Para que nadie dependa de la suerte, sino de la garantía de que nuestro derecho a vivir dignamente sea respetado y cumplido.

Puedes contactar con la plataforma para participar en tu comunidad: afectadasporelimv@gmail.com

Subscribe to our newsletter!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.